CEV en su 108 Asamblea

LA COYUNTURA NACIONAL Y LA VIOLENCIA DESATADA POR EL RÉGIMEN, entre ella los episodios del “Asalto a la AN” forman parte de la agenda

Del 07 al 12 de julio de 2017 se realizará en Caracas la Centésima Octava (CVIII) Asamblea Ordinaria Plenaria de la Conferencia Episcopal Venezolana (CEV)

Participarán 50 obispos de las 40 jurisdicciones eclesiásticas del país.
Los obispos venezolanos abordarán temas de importancia ante el escenario de crisis en el país, los desafíos que imponen la situación actual para la iglesia y el compromiso de acompañamiento del pueblo de Dios ante momentos de vital importancia.
Durante el encuentro se recibirá la visita de Su Eminencia el Cardenal Claudio Hummes, de la Red Eclesial Pan-Amazónica (REPAM) junto a la directiva de esa institución.

Está previsto que durante la agenda del episcopado venezolano la realización de la Asamblea por la Vocaciones, en la que los rectores de seminarios y promotores vocacionales de las diócesis analizaran la situación actual y proyecciones vocacionales en el país.
Al culminar la agenda de trabajo, el día 12 de julio, los obispos venezolanos se dirigirán al país para dar a conocer la exhortación pastoral correspondiente a la Centésima octava asamblea ordinaria plenaria de la Conferencia Episcopal Venezolana (CEV)

 

UROSA:  ASALTO INTOLERABLE – El cardenal Jorge Urosa, Arzobispo de Caracas,  emitió la siguiente declaración:

Cardenal Jorge Urosa Sabino

“Es totalmente inaceptable que el Gobierno Nacional a través de las autoridades de la  Guardia Nacional Bolivariana, haya permitido la agresión violenta de que fueron objeto este  5 de julio los diputados de la Asamblea Nacional, asi como cerca de cien periodistas  e invitados especiales, y trabajadores de la Asamblea, por todo  alrededor de  unas trescientas personas.”

“Condeno y rechazo totalmente que se haya permitido que cientos de personas violentas hayan irrumpido en el Palacio Federal, irrespetando ese solemne recinto, y hayan agredido físicamente a los diputados electos por el pueblo. Es inconcebible que durante seis horas, además, se haya producido una situación de asedio violento y secuestro  contra los diputados, y que las fuerzas de seguridad pública no hayan   actuado de inmediato  para garantizar su salida del Palacio Federal. El Gobierno Nacional ha cometido una grave falta al incumplir  su deber de proteger a los ciudadanos. No es con la violencia como se debe resolver la crisis política que confrontamos.  Es resolviendo los gravísimos problemas que sufre actualmente el país. Es una burla  proponer un diálogo cuando se agrede al pueblo y, en particular a los líderes de la oposición presentes en la Asamblea.”

“Es preciso  que se sancione a los responsables de esas violentas acciones, y que la Guardia Nacional cumpla su deber de hacer cumplir las leyes y garantizar la seguridad personal y patrimonial de los ciudadanos. Y exijo que cesen los ataques contra el pueblo que manifiesta democráticamente su inconformidad con el actual Gobierno, en particular los asesinatos de manifestantes y los ataques contra los conjuntos habitacionales en Caracas y en otras partes del país. De nuevo expreso mi solidaridad con las víctimas de la violenta represión, y en particular de este ataque a la Asamblea Nacional. Como Arzobispo de Caracas elevo mis votos a Dios para que nosotros los venezolanos podamos resolver nuestros conflictos de manera pacífica.”.

 

Guardar

Guardar

Guardar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*