Nicaragua: “Hombres malvados…”

OBISPO ABELARDO MATA A DANIEL ORTEGA: “NO PUEDE MATAR A TODO UN PUEBLO”

SANTOS A OEA: “CRISIS EN NICARAGUA ES COMO UN HURACÁN”

NICARAGUA DOS MESES DE TERROR

 ALBERTO RAVELL‏: DANIEL ORTEGA: 221 MUERTOS | NICOLÁS MADURO: 205 MUERTOS

Daniel Ortega y Nicolás Maduro

SILVIO JOSÉ BÁEZ .- Esta mañana hice lo que pude por evitar más dolor y muerte a mi querida Masaya. Todo fue inútil. No me quedó más que rezar y llorar. ¡Los que han asesinado a gente desarmada y han sembrado terror en Masaya, y quienes los mandaron a hacer eso, sientan vergüenza de ustedes mismos!


Policías antimotines, a escasos metros de la escena, ignoraron el llanto y el clamor de la mujer y siguieron disparando contra civiles que desde hace dos meses protestan en Masaya contra el gobierno de Daniel Ortega.

CINTHYA TÓRREZ GARCÍA , NOEL AMÍLCAR GALLEGOS / La Prensa.-  Daniel Ortega desata su furia asesina en Masaya:- La brutal represión dejó al menos seis muertos, tres de ellos identificados como Dayner Useda, Marvin López López y Marcelo Mayorga, los otros tres se mantienen bajo monitoreo

El brutal ataque perpetrado por fuerzas regulares y paramilitares contra la ciudad de Masaya dejó este martes al menos seis muertos, tres de ellos identificados como Dayner Useda, Marvin López López y Marcelo Mayorga, los otros tres se mantienen bajo monitoreo, según datos preliminares de la Asociación Nicaragüense Pro Derechos Humanos (ANPDH).

Además de los caídos, se reporta a unos 35 heridos, varios de ellos por impacto de bala.

Uno de los hechos más trágicos durante la represión fue lo que evidenció un video capturado por la población, donde se observa a Marcelo Mayorga muerto sobre el pavimento con una tiradora (china) en su mano, junto a este dos mujeres lloran y gritan por ayuda para retirar al fallecido de la zona de los enfrentamientos, mientras los oficiales que estaban apostados en el lugar solo observan.

Según la misma población, el cuerpo del fallecido fue trasladado hacia su casa por medio de una hamaca improvisada con una sábana y sostenida por palos. La hamaca fue cargada sobre los hombros de otros jóvenes que se mantenían en la resistencia cívica.

Masaya / AFP

Este nuevo ataque contra Masaya inició en la entrada a Ticuantepe, en el kilómetro 14 de la Carretera a Masaya, cerca de las cinco de la mañana cuando las fuerzas orteguistas a punta de balas replegaron a los jóvenes que hacían posta en el tranque de ese sector. Luego avanzaron hasta las cercanías de la fortaleza El Coyotepe y llegaron a la rotonda San Jerónimo, ubicada a la entrada de la ciudad.

“Tiraban a matar”

Enseguida los grupos de choques gubernamentales se enrumbaron, a pie, sobre la calle principal de Masaya que conduce hacia la estación policial, mientras “tiraban a matar” contra los jóvenes que se mantenían atrincherados en las barricadas. Nuevamente, las campanas de algunas iglesias sonaron para alertar a la población.

Los enfrentamientos se desarrollaron en los barrios Fox, San Carlos, 19 de Julio, San Jerónimo, San Miguel y en el sector del parque central de Masaya, donde los oficiales que estaban sitiados en el cuartel desde hace 18 días, salieron y descargaron sus magazines sin ningún tipo de discriminación.

Ante el ataque, la población de Monimbó reforzó las barricadas con el objetivo de mantener la resistencia y evitar que los paramilitares y oficiales entraran al histórico barrio, tal como sucedió hace dos meses, el 19 de abril. Hasta el cierre de esta edición, los oficiales no habían entrado a Monimbó.

Álvaro Leiva Sánchez, secretario general de la ANPDH, comentó que “Masaya se mantiene firme, pero frente a este ataque desmedido y no comparable en fuerzas, los ciudadanos están haciendo resistencia física dentro de sus posibilidades porque tienen que resguardar sus vidas”.

Barricadas

Detrás de los antimotines, una pala mecánica quitaba las barricadas que el pueblo había construido para defenderse de ataques de este tipo y evitar más derramamiento de sangre en este pueblo —incluyendo los asesinatos de ayer, han muerto 24 personas desde que iniciaron las protestas—. La mayoría de las barricadas se mantienen en Masaya; sin embargo, las de las calles centrales de la ciudad fueron removidas durante la refriega.

Los enfrentamientos tuvieron una tregua cerca de las tres de la tarde, mientras los policías se mantenían en su cuartel, junto a camionetas. En tanto, la población reforzaba y aumentaba la construcción de las barricadas, en espera de una embestida policial durante las horas de la noche.

Obispo lamenta

Monseñor Silvio Báez, obispo auxiliar de la Arquidiócesis de Managua, señaló que pese a que la mañana de este martes hizo lo que pudo “por evitar más dolor y muerte a mi querida Masaya. Todo fue inútil. No me quedó más que rezar y llorar”.

Asimismo, el párroco de la Iglesia San Miguel, Edwin Román, tuvo que resguardarse en otro sitio que no fuera la iglesia ni la casa cural, debido a las constantes amenazas en contra de su persona y la infraestructura religiosa, la cual durante enfrentamientos anteriores ha recibido disparos.

“Balas explosivas”

Un joven de Masaya que estuvo durante el ataque relató a LA PRENSA que la Policía entró disparando al municipio y que principalmente andaban armados con AK-47. Asimismo denunció el uso de francotiradores y señaló que el tipo de balas utilizadas eran explosivas.

“La bala que andan ellos es explosiva, que donde te agarra te revienta. En lo que son las trincheras ustedes pueden ver, que como desbarata las trincheras”, dijo el poblador de Masaya. Este ataque ocurrió un día después que la residencia cívica declarara la ciudad territorio libre.

Almagro condena ataque

Mientras la ciudad de Masaya era brutalmente atacada por paramilitares que obedecen al régimen orteguista, Rosario Murillo, vicepresidenta designada por el poder electoral, aseguró que existe el “compromiso” de “frenar” la violencia.

Murillo insiste en culpar a “grupos delincuenciales” y no reconoce que son ciudadanos autoconvocados que demandan un cambio de gobierno. DANIEL ORTEGA MASAYA NICARAGUA REPRESIÓN

 “No puede matar a todo un pueblo”

Monseñor Abelardo Mata Guevara, portavoz de la Conferencia Episcopal de Nicaragua (CEN), calificó a Daniel Ortega como una persona malvada e inhumana por ordenar la represión en Nicaragua.

“En el fondo, este malvado hombre y su equipo van hacia su salida ‘sangrienta’”, lamentó el jerarca católico.

Monseñor Abelardo Mata Guevara, portavoz de la Conferencia Episcopal de Nicaragua (CEN), calificó a Daniel Ortega como una persona malvada e inhumana por ordenar la represión en Nicaragua.

“No podrá estar mucho tiempo así. No puede matar y aislar a todo un pueblo. Soy consciente de que este es un Diálogo muerto, ya que el interlocutor es inhumano”, expresó Mata, también obispo de la Diócesis de Estelí.

Según el religioso, nunca estuvo de acuerdo con el diálogo, aunque reconoce que es el camino para alcanzar la paz que el país urge.

“En lo personal, me opuse a este Diálogo, porque ya he hecho ese camino con esta gente cínica y mentirosa. Pero el recurso al Diálogo es un instrumento para ir orillándolo ante la nación y ante la comunidad internacional. En el fondo, este malvado hombre y su equipo van hacia su salida ‘sangrienta’”, lamentó el jerarca católico.

“Actuar con sabiduría, y perseverancia”

El obispo Mata señaló que, pese a la represión, ejecutada a través de las fuerzas de seguridad, los paramilitares y los grupos de choque, el pueblo debe actuar con sabiduría y perseverancia.

“Necesitamos sabiduría, perseverancia y corazón”, dijo el guía espiritual.

En relación con la labor de la comunidad internacional para que en Nicaragua se supere la violencia, el jerarca católico confió en el trabajo que estos hagan por el país.

“Creo que ya nos están ayudando a acelerar los pasos. Hemos enviado cartas , en su momento, al Alto Comisionado de la ONU, como a Luis Almagro (secretario general de la OEA), al Parlamento Europeo… Usted ya va viendo las reacciones. Seguimos en el esfuerzo por crear un Consorcio Internacional que sirva de garante en lo que este pueblo está pidiendo”, afirmó.

La vida en las barricadas de Masaya… El Nuevo Diario

Santos a OEA: crisis en Nicaragua es como un huracán

Presidente de Colombia pidió a la OEA intervenir en la crisis de Nicaragua, para encontrar una solución

El Nuevo Diario.- El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, pidió hoy al secretario general de la OEA, Luis Almagro, y al Consejo Permanente de esa organización intervenir en la crisis que vive Nicaragua.

Santos hizo la petición en la ciudad de Cartagena de Indias, donde hoy intervino en un foro regional sobre prevención de desastres naturales, y comparó la crisis de ese país centroamericano, que ya deja más de 200 muertos, con un peligroso huracán.

“Hay otro huracán que es de categoría 2, pero que está creciendo y se llama Nicaragua; yo quiero hacerle un llamado al señor secretario general de la OEA y al Consejo Permanente, que por favor intervengan, discutan, utilicen las herramientas que tienen a su disposición para que ese huracán no siga creciendo y no siga produciendo víctimas”, manifestó Santos.

Nicaragua está hace más de dos meses sumergido en una crisis social y política con protestas diarias contra el presidente, Daniel Ortega, y su esposa, la vicepresidenta Rosario Murillo.

Las manifestaciones, que han dejado más de 200 víctimas, comenzaron por unas fallidas reformas a la seguridad social y se convirtieron en un reclamo para que Ortega, quien lleva once años en el poder, renuncie al cargo.

Por los hechos el alto comisionado de la ONU para los Derechos Humanos, Zeid Ra’ad al Hussein, consideró urgente que una comisión internacional investigue la violencia en ese país y dijo que la mayoría de las víctimas “lo han sido a manos de fuerzas policiales o de grupos progubernamentales, incluso con la participación de francotiradores”.

Santos, que habló en la instalación de la VI sesión de la Plataforma Regional para la Reducción de Riesgo de Desastres en las Américas, a la que asisten representantes de más de 30 países, se refirió también a la situación en Venezuela.

El presidente aseguró, en medio de aplausos, que en Venezuela hay un desastre producido por el hombre debido a “malas políticas” y a la “corrupción”, permitiendo una crisis que comparó con un “huracán de categoría 5”.

“Hay un huracán de categoría 5 que se asentó en Venezuela y está produciendo víctimas y Colombia es el país que más está sufriendo”, dijo en referencia al flujo de personas que a diario atraviesan la frontera común de 2.219 kilómetros.

Según el mandatario, “más de un millón de venezolanos han llegado a Colombia” donde han recibido acogida, pero agregó: “ese huracán tiene que pasar y ojalá pase rápido”.

Santos calificó como una “obligación” de todos respetar los derechos humanos y señaló que el respeto por las “libertades” debe unir a los países así como la lucha para mitigar los riesgos del cambio climático.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*