Humberto Ortega: “Adelantar elecciones”

Humberto Ortega, general en retiro, exjefe fundador del Ejército de Nicaragua. La Prensa/Archivo

HIZO UN LLAMADO A SU HERMANO A DESACTIVAR LAS “FUERZAS PARAPOLICIALES y cualquier otra (fuerza) ilegal”.

GOBIERNO SANDINISTA INCUMPLE LA MAYORÍA DE LOS ACUERDOS DEL DIÁLOGO NACIONAL

 

La Prensa:.-Humberto Ortega, hermano del presidente designado Daniel Ortega y exjefe del Ejército de Nicaragua, dijo que adelantar las elecciones para el 2019 es la “solución pacífica a la trágica crisis que sufrimos” en Nicaragua.

“El presidente Daniel Ortega, al adelantar constitucionalmente las elecciones presidenciales para el año entrante, dice sí a la paz”, afirmó Ortega en una carta dirigida al diálogo nacional.

Para Ortega, el adelanto de elecciones supondría la recuperación de la economía, la inversión externa y el turismo. “Será el Gobierno que el pueblo elija en esas elecciones el que deberá convocar el acuerdo nacional para consensuar un plan humanista de nación que fortalece los valores”, afirmó.

Ortega además le hizo un llamado a su hermano a ordenar “a lo inmediato” desactivar las “fuerzas parapoliciales y cualquier otra (fuerza) ilegal”, para que posteriormente los obispos y los miembros de la Alianza Cívica exhorten a los protestantes que levanten los tranques que se mantienen en diferentes departamentos del país.

 


La Iglesia espera que Ortega responda…

 

La propuesta de adelantar las elecciones la hicieron los obispos de la Conferencia Episcopal de Nicaragua (CEN) a Daniel Ortega por medio de una carta que le entregaron personalmente al gobernante. En la misiva, los obispos propusieron como fecha para los comicios el 31 de marzo de 2019. Hasta ahora, el mandatario no les ha respondido.

La opinión en general

“El presidente Daniel Ortega, al adelantar constitucionalmente las elecciones presidenciales para el año entrante, dice sí a la paz”, afirmó el general Ortega en su misiva, divulgada este miércoles.

Para proponer la salida de las elecciones adelantadas, el general Ortega intentó comparar las circunstancias de la negociación ocurrida en marzo de 1988, que anunció el fin del conflicto armado entre la Contrarrevolución y el FSLN, con la situación actual, que es en realidad diferente, dado que el Gobierno reprime a sangre y fuego a una población sin armas.

La represión del Gobierno ha dejado al menos 309 nicaragüenses asesinados, entre los que hay niños y adolescentes, según informes de organismos de derechos humanos.

Para Ortega, el adelanto de elecciones supondría la recuperación de la economía, la inversión externa y el turismo.

“Será el Gobierno que el pueblo elija en esas elecciones el que deberá convocar el acuerdo nacional para consensuar un plan humanista de nación que fortalece los valores”, dijo.

Desarmar a paramilitares a cambio de desmontar tranques

Sin embargo, el general también propuso un llamado a su hermano a ordenar “a lo inmediato” desactivar las “fuerzas parapoliciales y cualquier otra (fuerza) ilegal”, para que posteriormente los obispos y los miembros de la Alianza Cívica exhorten a los manifestantes a que levanten los tranques que se mantienen en diferentes departamentos del país.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*