El Papa crea la ”Dirección de Nuncios”

PROSIGUE LA REFORMA DE LA CURIA ROMANA. Guía la nueva área para la diplomacia de la Santa Sede el delegado para las representaciones pontificias, Jan Romeo Pawlowski

 

DOMENICO AGASSO JR. / VI.- Francisco da un paso más en el camino de la reforma de la Curia romana. En los próximos días se comunicará la creación oficial de una tercera sección de la Secretaría de Estado vaticana, completamente dedicada a los nuncios apostólicos, es decir a los embajadores de la Santa Sede en el mundo. La guiará el arzobispo polaco, monseñor Jan Romeo Pawlowski, que desde 2015 es delegado para las Representaciones pontificias.

Se llamará «Sección para el personal diplomático de la Santa Sede».  

Arzobispo polaco, monseñor Jan Romeo Pawlowski

El Dicasterio vaticano más importante, cuyo encargado es el cardenal Pietro Parolin, hasta ahora estaba conformado por dos secciones: la primera para los Asuntos generales (prácticamente el “Ministerio del Interior” del Vaticano), guiada por el sustituto monseñor Angelo Becciu; y la segunda dedicada a las Relaciones con los Estados (el “Ministerio del Exterior”), administrada por el arrzobispo inglés Paul Richard Gallagher.

Ahora llega la nueva sección, al mismo nivel de las dos anteriores.  

Antes de que el Papa tomara esta decisión, la primera sección era la que se encargaba de los nuncios apostólicos y de todas las prácticas de las nunciaturas. Ahora será la nueva «ala» de la Secretaría de Estado la que se ocupe de aspectos como las nuevas «ternas» para los nombramientos de los mismos nuncios, las promociones, las transferencias, la formación inicial y permanente, las condiciones de vida y de servicio, los permisos, el personal local y otros detalles burocráticos de las «embajadas» del Papa. Todas las cuestiones serán entregadas directamente al mismo Pawlowski y su equipo para que las analicen.

Todos los nuncios ya recibieron la comunicación de la Santa Sede. La decisión con la que el Pontífice crea esta nueva sección está en una «Carta pontificia» del 18 de octubre a Parolin, escrita por Francisco en las últimas semanas. El Papa Bergoglio afirmó en ella que tomó esta decisión «con la convicción de tener que garantizar por mi parte una fraternal atención y un más premuroso acompañamiento humano, sacerdotal , espiritual y profesional a todos los que sirven en el llamado “cuerpo diplomático” de la Santa Sede (jefes de misiones y colaboradores) y a todos los que se están preparando a ello (alumnos de la Pontificia Academia Eclesiástica)».

La nueva sección «tendrá como finalidad demostrar la atención y la cercanía del Papa y de los superiores de la Secretaría de Estado al personal diplomático». Por ello, «el delegado para las representaciones pontificias podrá prever visitar las sedes de las representaciones pontificias regularmente o cuando se presente alguna necesidad».

La decisión fue tomada, prácticamente, para reforzar el ente del delegado para las Representaciones pontificias, que tendrá un «congruente número de Oficiales» y una «justa autonomía».

El Delegado para las representaciones pontificias «participará junto con el Sustituto para los asuntos generales y con el Secretario para las Relaciones con los Estados en las reuniones semanales de coordinación presididas por el Secretario de Estado».

La nueva tercera sección «procurará establecer una estrecha colaboración con la Sección para los asuntos generales (que seguirá ocupándose de las cuestiones generales de las representaciones pontificias) y con la Sección para las relaciones con los Estados (que se seguirá ocupando de los aspectos políticos de las representaciones pontificias)».

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*